agosto 13, 2022

El Nuevo Guárico

Libre, Plural y Objetivo

Los 87 años  del Cacique Caito Rojas Noriega

Una vida experimentada como servidor público y distinguido al lado de su familia, Jorge Rojas Noriega nos comenta los detalles para alcanzar la longevidad

FGA.- Jorge Rojas Noriega un oriental arraigado en el estado guárico desde el año de 1958 celebra su advenimiento a sus 87 años de vida sirviendo al estado y a su familia con el mismo ahínco y devoción, como desde el inicio, a su llegada a esta vasta región llanera.

Hijo de un hombre curtido en el mundo de las letras a través de la poesía, Don Jorge Rojas González y Doña Gregoria Estefanía Noriega de Rojas, una mujer de temple y carácter de acero traen al mundo a Jorge Rojas Noriega en el oriente del país, en Río Caribe, municipio Arismendi del estado Sucre.

“Caito” el hijo de Jorge y Estefanía trascurre su infancia con bellos recuerdos del pueblo que les dio acogida, El Algarrobo de Santa Elena, donde la agricultura con la siembra del cacao y el café oriental se convirtió en el fuerte de los hombres y mujeres para llevar el sustento a sus hogares.

El vaivén de la vida y la mirada puesta en un mejor futuro lo llevan hasta la ciudad capital de la república, Caracas, muy joven, donde permanece por un tiempo hasta partir hasta San Juan de los Morros donde fija residencia desde el año 1958.

Cursa estudios en la Academia internacional de la policía en EEUU, donde resulta ser un aventajado estudiante, destacándose entre el nutrido grupo de alumnos provenientes de diversos países del mundo.

De vuelta a la ciudad de los Morros se desempeña como funcionario de la Dirección General de la Policía, DIGEPOL,  posteriormente es nombrado inspector General de tránsito para el estado Guárico y luego Director de Política en dos oportunidades.

Padre de nueve hijos, siete hembras y dos varones todos profesionales en diferentes carreras,  y orientados al respeto, a la moral y a las buenas costumbres, como herencia de sus progenitores.

Jorge matiza el día a día entre la lectura, y los versos, compone poemas y los recita, alegre, dicharachero comparte con amigos y cultiva amistades con el más fino tejer de la visión.

Se propuso compartir con sus hijas, sobrinos, hermanos, yernos y amigos el magno y difícil acontecimiento de arribar a los 87 años, para ello preparo un brindis y compartió entre la buena música llanera y las exquisiteces degustadas por los invitados.

Desde esta ventana  comunicacional, “El Nuevo Guárico”,  hacemos llegar nuestras  palabras de felicitaciones al cacique Jorge Rojas Noriega al arribar a un año más de feliz existencia. Salud Caito.